La apuesta por las tarifas en tarjetas de prepago móvil sin consumo mínimo mensual

Poca gente conoce sobre la posibilidad de contratar una tarifa con una tarjeta prepago móvil sin consumo mínimo. Pese a ser una opción poco conocida en el mercado, la existencia de las tarifas prepago sin consumo mínimo pueden ser una buena opción para el ahorro mensual de los usuarios. Por eso, en este artículo se pretende definir el concepto de prepago sin cuota mensual, las ventajas que ofrecen y las diferentes ofertas que las compañías del sector ofrecen a sus clientes.

¿Qué es una tarjeta prepago móvil sin consumo mínimo?

Una tarjeta móvil prepago sin consumo mínimo permite al usuario pagar tan solo por las llamadas y el tiempo de navegación, es decir, de conexión a Internet que ha usado durante el mes, sin necesidad de renovar abonos ni tener que recargar saldo. De esta manera, el cliente no tiene una cantidad fija al mes que abonar, sino que la cuota depende de los minutos que ha estado al teléfono y de los datos.

Cualquier terminal puede beneficiarse de una tarjeta SIM prepago sin consumo mínimo. No obstante, las tarifas de prepago sin cuota mensual no abundan tanto en el mercado como en los contratos y, por lo tanto, muy pocos operadores ofrecen este servicio.

La tarjeta prepago móvil sin consumo mínimo establece los precios en base a cuatro criterios:

  • Megas consumidos: cada vez que se navega por la red o el hecho de activar el servicio de Internet para entrar a una aplicación móvil, el usuario accede a los datos en pago por uso, que se cobra por megas.
  • Las llamadas realizadas: en cualquier teléfono móvil con tarjeta prepago sin consumo mínimo, el cliente pagará por los minutos que haya consumido llamando a otro terminal, aunque sea un segundo. En el momento en el que se establezca comunicación con otra persona, ya se paga la cuota.
  • Minutos de voz: en este sentido, la operadora cobrará la suma total de minutos que el usuario haya pasado en llamada para el cobro de la tarifa prepago sin consumo mínimo.
  • SMS enviados: cada mensaje de texto que se envíe desde esta prepago sin consumo mínimo a lo largo del mes vendrá reflejado en la factura mensual.

De este modo, la contratación de una tarjeta SIM prepago sin consumo mínimo supone la mejor alternativa para aquellos usuarios que no realizan un consumo móvil muy elevado o exhaustivo del teléfono, al pagar tan solo por lo que gastan. Además, las tarifas prepago sin cuota mensual no incluye permanencia, por lo que el usuario puede dar de baja el servicio y cambiar de operadora en el momento en el que lo desee.

Ventajas de las tarjetas prepago móvil sin consumo mínimo

Las tarifas de prepago sin consumo mínimo aportan una serie de beneficios a valorar:

  • Con estas tarjetas de prepago móvil sin consumo mínimo se dispone de Roaming en toda Europa
  • El usuario paga tan solo lo que consume, ni más ni menos.
  • Las tarjetas móvil prepago sin consumo mínimo tienen compatibilidad con bonos de datos extra que pueda ofrecer la teleoperadora en cuestión.

Desventajas de las tarifas prepago sin cuota mensual

No obstante, también habría que valorar los peligros que pueden derivar del mal uso de la tarjeta prepago móvil sin consumo mínimo

  • Una mala gestión de los datos en pago por uso y de la tarjeta SIM prepago sin consumo mínimo puede salir bastante caro al usuario.
  • La velocidad del terminal móvil puede ralentizarse más que de costumbre. Además, tanto los minutos como los datos móviles se encarecen. Es decir, las tarifas prepago sin consumo mínimo tienen un coste más elevado por minuto de uso.

Más actualidad:

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!