Sekiro: Cómo derrotar al Ogro Encadenado usando el poder del fuego

Uno de los puntos que más llama la atención de Sekiro es la alta dificultad que ofrece a la hora de superar sus diferentes desafíos. Uno de ellos es claramente derrotar al Ogro Encadenado, el cual puede ser un enemigo bastante difícil de doblegar si no conoces bien sus debilidades.

Es por esto que en esta oportunidad queremos enseñarte un pequeño truco que de seguro te viene muy bien para evitar dolores de cabeza en esta pelea. Por supuesto, antes que nada conviene que sepas dónde te encontrarás a este enemigo, para que así tomes las precauciones necesarias antes de toparte con él.

El Ogro Encadenado es uno de los primeros jefes que tiene Sekiro, por lo que su aparición es bastante tempranera. En términos concretos, este se encuentra en la zona exterior de Ashina, pasando las murallas.

Cómo vencer al Ogro Encadenado

Al interior del videojuego tendremos la pista que necesitamos para darle un enfrentamiento directo a este complicado enemigo. Un par de guardias hablan acerca de cómo el Ogro Encadenado le teme al fuego, advertencia que marcará una gran diferencia cuando nos enfrentemos a él.

Con esto en mente te recomendamos acercarte a un edificio chamuscado que se encuentra en las afueras de Ashina. En él podrás hablar con una mujer, quien te ofrecerá una campana que deberás ofrecer a la estatua de Buda. Cuando hagas esto, la finca Hirata se desbloqueará y podrás ingresar en ella.

Dentro de este lugar verás una gran hoguera, la cual te permitirá obtener un nuevo poder basado en el fuego. Utilízalo sin contemplaciones para inflingir daño al Ogro Encadenado cuanto te toque pelear en su contra.

Te recomendamos estudiar detenidamente los movimientos y patrones de ataques de este enemigo, así como la utilización de tu garfio para aturdirlo. Por supuesto, el poder de fuego que has adquirido será uno de tus mayores aliados en esta batalla. Cuidado con sus golpes, puesto que estos no pueden ser desviados.

Si esta pelea no te parece tan difícil, quizás deberías intentar vencer a la Dama Mariposa y ver cómo te resultan las cosas. De lo contrario, te recomendamos subir el nivel de dificultad del juego para así mejorar tu experiencia.

Lee más sobre Sekiro: Shadows Die Twice 


Si te ha gustado este artículo ¡Estos te encantarán!

[orbital_cluster categories=”42,38″ order=”DESC” orderby=”date” postperpage=”18″]

Posts Relacionados